Tipos de energías no renovables y características

La energía es esencial para el funcionamiento de nuestra sociedad moderna. Desde el encendido de las luces en tu hogar hasta el medio de transporte que tomas por la mañana, la energía te permite realizar las actividades cotidianas con facilidad. 

Sin embargo, no todas las fuentes de energía son iguales y, hasta el momento, la mayor parte de la energía diaria que consumimos proviene de energías no renovables. Es por ello que, desde Efiko, exploraremos los tipos de energías no renovables y sus características para dártelas a conocer 

¿Qué son las energías no renovables? 

La energía no renovable se refiere a las fuentes de energía que no se pueden reponer en un período de tiempo razonable. Estas fuentes de energía se formaron hace millones de años a partir de procesos geológicos y biológicos complejos, y una vez que se agoten, no habrá manera de reemplazarlas.

Las energías no renovables se han utilizado durante siglos para proporcionar energía a las sociedades humanas. Sin embargo, en los últimos años, ha habido un creciente reconocimiento de los impactos negativos que estas fuentes de energía pueden tener en el medio ambiente y la salud humana.

¿Qué características tienen las energías no renovables?

Las energías no renovables tienen varias características clave que las distinguen de las energías renovables. En este caso, algunas de las características más importantes son las siguientes: 

  • Finita: Las energías no renovables son finitas, lo que significa que se agotarán eventualmente. Esto contrasta con las energías renovables, como la energía solar y eólica, que se pueden reponer de forma natural
  • Contaminante: Muchas fuentes de energía no renovable liberan contaminantes dañinos al medio ambiente durante su extracción, procesamiento y uso. Estos contaminantes pueden incluir gases de efecto invernadero, partículas y metales pesados
  • No distribuida uniformemente: Las fuentes de energía no renovable no están distribuidas uniformemente en todo el mundo. Esto significa que algunos países tienen un acceso mucho mayor a estas fuentes de energía que otros
  • Volátil en precio: Los precios de las energías no renovables pueden ser volátiles debido a factores como la oferta y la demanda, la geopolítica y los desastres naturales

Estas características las diferencian de las energías renovables, que son infinitas, limpias, accesibles y estables en precio. Es importante considerar estas diferencias al planificar el futuro energético.

Tipos de energía no renovable

Existen varios tipos de energía no renovable que se siguen utilizando a día de hoy, entre ellas podrás encontrar las siguientes: 

  • Petróleo: El petróleo es una fuente de energía no renovable derivada del petróleo crudo, que se extrae del subsuelo. El petróleo se utiliza para producir gasolina, diesel, queroseno y otros combustibles líquidos
  • Carbón: El carbón es una roca sedimentaria negra o marrón que se forma a partir de la descomposición de plantas y otros materiales orgánicos. El carbón se utiliza para producir electricidad y calor
  • Gas natural: El gas natural es un combustible fósil formado por metano y otros hidrocarburos. El gas natural se utiliza para producir electricidad, calor y como combustible para vehículos
  • Nuclear: La energía nuclear se produce mediante la fisión nuclear de elementos radioactivos, como el uranio y el plutonio. La energía nuclear se utiliza para producir electricidad

Ciertamente, estos tipos de energía no renovable siguen siendo utilizados en la actualidad para generar electricidad, calor y combustibles líquidos. Sin embargo, es importante explorar alternativas más sostenibles para reducir nuestra dependencia de estas fuentes agotables. Recuerda también que en Efiko, somos una empresa constructora que promueve la construcción eficiente y sostenible, maximizando la eficiencia y minimizando el impacto ambiental. Por lo que si quieres apostar por alternativas renovables en este sector, no dudes en ponerte en contacto con nosotros de inmediato.

Scroll al inicio